Indignación por la comercialización de “safaris humanos” por operadores turísticos en India

Imagen de un vídeo que muestra a niñas jarawas obligadas a bailar para turistas junto a la carretera ilegal Andaman Trunk Road.

Imagen de un vídeo que muestra a niñas jarawas obligadas a bailar para turistas junto a la carretera ilegal Andaman Trunk Road.

© Anon

En las islas Andamán de la India se están comercializando “safaris humanos” a la reserva de una tribu recientemente contactada, a pesar de las promesas del Gobierno de prohibir esta práctica infame. Los turistas viajan por una carretera que atraviesa la selva de los indígenas jarawas, a quienes tratan como si fueran animales de un safari park.

En 2013, el Gobierno de las Andamán se comprometió a abrir una ruta marítima para acceder a los destinos turísticos más populares de las islas que evitaría que los turistas tuvieran que atravesar la reserva de los jarawas. Esta ruta marítima está operativa desde hace poco.

Sin embargo, pese al compromiso de las autoridades de garantizar que todos los turistas tendrían que utilizar la ruta marítima, pocos lo hacen actualmente y la comercialización de safaris humanos por la carretera sigue proliferando.

Un turista graba a un hombre jarawa cerca de la carretera. Activistas han expresado su gran preocupación sobre esta explotación del turismo tribal peligrosa y degradante.

Un turista graba a un hombre jarawa cerca de la carretera. Activistas han expresado su gran preocupación sobre esta explotación del turismo tribal peligrosa y degradante.
© Survival

Según promociona la operadora turística Tropical Andamans: “El famoso paisaje jarawa parece el de un planeta solitario. Es la morada de las tribus más antiguas de estas islas. Las tribus conocidas como jarawas viven ajenas al mundo civilizado. Causan admiración en el mundo moderno porque se alimentan de cerdos crudos, frutos y vegetales. No hablan ninguna lengua conocida por el público general. El tono negro de su piel y sus ojos rojos te dejarán boquiabierto si te cruzas con ellos”.

La página web turística Flywidus ofrece a los turistas una mirada a las “tribus primitivas” con un viaje a través de la reserva Jarawa; y la web de Holidify describe a los jarawas como una “gran atracción” y asegura que “adoran colocarse con determinadas drogas, siendo el tabaco una de ellas”.

En 2002 el Tribunal Supremo de la India ordenó el cierre de la carretera Andaman Trunk Road, que se construyó ilegalmente a través de la selva de los jarawas. Y a pesar de las presiones de muchos defensores de los derechos humanos para su cierre, ha permanecido abierta de forma continuada.

Survival International lidera una campaña global contra los safaris humanos que pide un boicot del turismo en las islas Andamán mientras no se acabe con ellos. Cerca de 17.000 personas de todo el mundo se han comprometido a no ir de vacaciones a las islas en señal de protesta.

En un comunicado reciente, el gobierno de las Andamán dijo que la carretera “ (…) debía permanecer abierta para ser usada tanto por los isleños como por los turistas, dado que esta Administración no ha adoptado ninguna decisión de cerrarla al tránsito turístico. Sin embargo, se ha aconsejado a los turistas que hagan uso del servicio de embarcaciones”.

Vehículos turísticos hacen cola para entrar a la reserva indígena Jarawa.

Vehículos turísticos hacen cola para entrar a la reserva indígena Jarawa.

© www.andamanchronicle.net /Survival

Información de contexto

– La carretera conlleva que centenares de turistas invadan diariamente el corazón de la reserva Jarawa. La promoción de avistamientos de jarawas por parte de operadores turísticos es ilegal en las islas, pero no se está impidiendo.
– Tanto la ONU, como el ministro de Asuntos Exteriores de la India y miembros del Parlamento Europeo han condenado esta práctica.
– Un turista describió así su viaje: “La ruta a través de la reserva tribal fue como un safari, ya que viajábamos por una densa selva tropical, buscando animales salvajes, a indígenas jarawas, para ser específicos”.
– Los jarawas, como todos los pueblos indígenas recientemente contactados, se enfrentan a una catástrofe a menos que su tierra sea protegida.
– Los safaris humanos, además de una práctica denigrante, son peligrosos: un niño jarawa perdió un brazo después de que unos turistas le lanzaran comida desde un vehículo en marcha. En 2012 salió a la luz la grabación donde se obligaba a niñas jarawas a bailar para turistas, lo que desató una gran indignación internacional.
– Los derechos territoriales de los pueblos indígenas forman parte del derecho internacional desde hace generaciones. La clave para la supervivencia y prosperidad de los pueblos indígenas consiste en garantizar que sus tierras permanecen bajo su control.
– Todos los pueblos indígenas aislados se enfrentan a una catástrofe a menos que su tierra sea protegida. Survival International lidera la lucha global para garantizar sus tierras y darles la oportunidad de decidir su propio futuro.

El director de Survival International, Stephen Corry, declaró: “Se suponía que la nueva ruta marítima en ferri acabaría con los trayectos de autobuses a través de la tierra Jarawa y se pondría así fin a los peligrosos y ofensivos safaris humanos. Pero el Gobierno quiere que esta nueva vía sea opcional, echando por tierra dicho objetivo. Las agencias turísticas siguen vendiendo estos safaris y se benefician de la explotación de los indígenas. Los turistas éticos deberían boicotear el turismo a las islas hasta que se acabe con esto”.