De Beers regresa al Kalahari – Survival re-lanza su campaña

Al descubierto: la empresa de diamantes De Beers vuelve manos a la obra en la reserva de los bosquimanos de Botsuana.

Survival International vuelve a lanzar su campaña contra De Beers tras descubrir que la empresa ha regresado a la Reserva de Caza del Kalahari Central en Botsuana. Su nuevo programa de exploración de diamantes tendrá efectos devastadores sobre los bosquimanos y sobre la ecología de la reserva.

La zona que la empresa está investigando se encuentra en los alrededores de la comunidad bosquimana de Metsiamenong.

Intentos previos por parte de De Beers de minar en busca de diamantes dentro de la reserva condujeron a una campaña internacional de gran envergadura. Survival organizó un boicot contra De Beers, persuadió con éxito a las supermodelos Iman y Lily Cole para no trabajar para la compañía y organizó protestas a las puertas de las tiendas de Londres y Nueva York durante su inauguración.

La campaña finalizó cuando la compañía vendió su depósito de 2.200 millones de dólares a Gem Diamonds por 34 millones de dólares.

Stephen Corry, director de Survival, ha declarado:

“Nos produce gran consternación que en De Beers consideren que pueden retornar a la reserva cuando la situación con los bosquimanos no está resuelta. Supongo que pensarían que nadie se daría cuenta. Cientos de bosquimanos todavía se consumen en los campos de reasentamiento, incapaces de regresar a su hogar porque el Gobierno no les permite cazar o utilizar su pozo de agua.

Vamos a hacer todo aquello que esté en nuestras manos para ayudarles, lo cual incluye centrar nuestros esfuerzos en De Beers e intentar persuadir a la gente para boicotearles hasta que los bosquimanos tengan acceso a sus tierras y a su agua. No es posible que los bosquimanos den su consentimiento libre e informado a la minería mientras la mayoría de ellos ni siquiera puede volver a casa.”

Hace dos años los bosquimanos ganaron un juicio que sentó precedente sobre su derecho a vivir en la reserva, su tierra ancestral, de la que habían sido expulsados por el Gobierno. El Tribunal reconoció su derecho a vivir, cazar y recolectar en su tierra.

Está ampliamente extendida la idea de que los depósitos ricos en diamantes de la reserva estaban detrás de la determinación del Gobierno en expulsar a los bosquimanos. El auge de la exploración y la minería del diamante en la reserva amenaza a una de las mayores reservas de caza en África, a pesar de que el Presidente de Botsuana, Ian Khama, forme parte de la junta de Conservation International, organización con base en los Estados Unidos.