Triunfo territorial de los aborígenes

Los aborígenes ngaanyatjarra del oeste de Australia han logrado el reconocimiento legal de una gran parte de sus territorios ancestrales. La concesión se extiende a más de 180.000 kilómetros entre los desiertos de Mount Gibson y Great Victoria.

Los ngaanyatjarra llevan más de 20 años intentando recuperar sus tierras, y su victoria convierte su territorio en el de mayor tamaño de propiedad indígena en Australia.

Robin Smyth, del Consejo Territorial Ngaanyatjarra afirma: "Para nosotros es importante cuidar de nuestros lugares sagrados".