Email urgente

Ayúdanos a acabar con las #EscuelasFabrica en la India

-

-

© Survival

Un millón de menores indígenas en la India están siendo “educados” en Escuelas Fábrica, escuelas que “reprograman” a los niños y niñas indígenas para forzarlos a encajar en la sociedad dominante.

En estas escuelas se les enseña a sentir vergüenza de quiénes son y sus orígenes. Las cifras de menores que sufren negligencia son escalofriantes: casi 1500 niños y niñas indígenas han muerto en escuelas como estas tan solo en el estado indio de Maharashtra.

Recientemente, al menos 15 niñas han sido drogadas y violadas repetidas veces en Escuelas Fábrica en Maharashtra. Ninguno de los adultos al frente de estas escuelas ha sido detenido.

Una investigación concluyó que el sistema educativo de las escuelas residenciales para menores indígenas en Canadá constituyó un genocidio cultural.

Sin embargo, actualmente en la India se están construyendo nuevas Escuelas Fábrica, incluyendo escuelas residenciales donde las niñas y niños solo ven a sus familias una vez al año.

La educación de los pueblos indígenas y tribales debe estar bajo su control. Debe estar arraigada en su propia tierra, lengua y cultura, y brindar a las niñas y niños una educación sólida y que les haga sentirse orgullosos de sí mismos y de sus pueblos.

Por favor, escribe al ministro de Asuntos Indígenas y házselo saber.

Emails enviados :  ¡Ayúdanos a conseguir 5.000!



Para: Shri Arjun Munda

Direcciones de envío:[email protected]

CC email addresses: [email protected]

Señor Ministro:

Le escribo para exigir el fin de la expansión de Escuelas Fábrica para menores indígenas y tribales en la India. Estas escuelas residenciales buscan reprogramar a los menores para forzarlos a "encajar en la sociedad dominante", en lugar de respetar su cultura e identidad.

Por favor, inicien una investigación para esclarecer los alarmantes niveles de abusos que tienen lugar en estas escuelas y residencias para niños y niñas indígenas, y asegúrense de que todas las personas responsables, altos cargos incluidos, son llevados ante la justicia.

Por el bien de los menores indígenas de hoy, y los pueblos indígenas del mañana, por favor, inviertan en su lugar en escuelas locales respetuosas con las lenguas nativas, con sus culturas y modos de vida, y que estén bajo control de las propias comunidades, tal y como recoge la Constitución.

Atentamente,